El campo de la Psicología

Hay diferentes corrientes de trabajo en Psicología. Todas ellas tienen su función y no hay ni mejores ni peores. Este ha sido uno de los temas más relevantes en los últimos encuentros asociativos en el campo de la Psicología.

Hace años los Psicólogos se posicionaban en sus líneas de trabajo y se quedaban estancos en ellas: nos encontrábamos con los conductistas, los psicoanalistas, los constructivistas, los humanistas… en fin, se configuraron como una serie de clanes que lo que hacían era defender que sus corrientes eran las mejores.

Cuando una persona se dirigía al Psicólogo casi parecía una lucha entre unos y otros para defenderle que su orientación era la mejor.

Psicología

Todas las orientaciones son funcionales y todas valen siempre y cuando la persona, el profesional Psicólogo, tenga un excelente manejo de la disciplina y de su manera de ejercer la Psicología.

Cada vez más se están poniendo unos criterios más exigentes a la hora de determinar un Psicólogo como Especialista. Fundamentalmente se le exige una contínua formación, un trabajo personal demostrable y unos resultados medibles a su ejercicio profesional.

El proceso psicológico trabaja con “lo invisible”, es decir, con la emoción, con las reacciones corporales y con el pensamiento. Como se sirve de los sentidos para interpretar la realidad, los resultados obtenidos son necesitados de extrema  delicadeza.

Más que disciplinas y técnicas, hay Psicólogos. Cada uno con su particular ejercicio profesional y su propio enfoque metodológico, lo que como en todas las profesiones hay Psicólogos más preparados y menos preparados.

Conocer en una entrevista gratuita y sin compromiso al posible Psicólogo antes de iniciar el proceso, garantiza escoger bien con quien queremos trabajar en función de lo preparado que lo sintamos hacia nuestro proceso.

Miguel Martín Montalvo
Psicólogo Especialista en Psicoterapia